BMC | Bulk Moulding Compound

El BMC (Bulk Moulding Compound) puede ser moldeado tanto por inyección como por compresión para la producción a gran escala de piezas pequeñas o de tamaño medio, compactas y de diseños más complejos.

El BMC, como el SMC, es un material polimérico compuesto, que consiste básicamente en una resina termoestable, cargas minerales y un refuerzo de fibra de vidrio. La resina utilizada es generalmente de poliéster insaturado (UP) o de vinil-ester (VE). Se añaden otros ingredientes, tales como aditivos termoplásticos, catalizadores, inhibidores, agentes desmoldeantes, espesantes y pigmentos, para mejorar sus características y su comportamiento durante el proceso de moldeo del producto final.

Nuestros productos Verkid® BMC se suministran en masa, en sacos de ≈15 kg, dentro de cajas con un total de ≈900 kg.

Este material se transforma posteriormente en piezas terminadas mediante un proceso de moldeo por compresión, en un molde caliente a temperaturas entre 130 – 170 ºC y bajo presiones de entre 20 – 100 bar, o en máquinas de inyección (temperatura del molde entre 145 – 175ºC, presión entre 80 – 160 bar) diseñadas especialmente para este proceso.

Las aplicaciones del BMC abarcan un amplio espectro en los mercados de Transporte y Automoción, Eléctrico y Energético, Construcción, Industrial, Servicios, Sanitario, Doméstico y Médico.